4 de March de 2024 New York

Blog Post

En Breve > News > Nacional > Aumento del 20% en salario mínimo genera preocupación por mayor carga tributaria en el 2024

Aumento del 20% en salario mínimo genera preocupación por mayor carga tributaria en el 2024

Redacción

México.- El reciente anuncio de un aumento del 20% en el salario mínimo para el año 2024 en México ha generado preocupación entre analistas fiscales, quienes sostienen que, lejos de beneficiar directamente a los trabajadores, esta medida engordará la recaudación de impuestos para el Servicio de Administración Tributaria (SAT).

Anteriormente, al inicio de la actual administración, los salarios mínimos contaban con un subsidio que prácticamente los eximía de impuestos, representando ingresos apenas superiores al mínimo. Gustavo Leal Cueva, presidente de la consultora Fiscalia, destaca que el salario mínimo para el 2024 asciende a 7,467.90 pesos al mes, con un Impuesto Sobre la Renta (ISR) de 495.41 pesos al mes.

En comparación, en el 2023, con un salario mínimo de 6,223 pesos mensuales, solo se pagaban 70.23 pesos de ISR, gracias a un «subsidio al empleo» o «crédito al salario» de 294 pesos al mes, el cual ya no se concede para el 2024 a ese nivel salarial.

«A partir del 2024, los trabajadores que podrían tener derecho al ‘subsidio al empleo’ serán solo aquellos que nominalmente reciban en el mes un salario inferior al mínimo», explica Leal Cueva. Esta situación plantea una desaparición práctica del ‘subsidio al empleo’ que se venía dando en los últimos años, atribuible a las alzas en el salario mínimo en la actual administración.

Juan Higinio Gutiérrez, presidente entrante de la Asociación de Contadores Públicos de Nuevo León, coincide en que gran parte del beneficio de las alzas al mínimo irá destinado al fisco. «Ahora a ese nivel de ingresos se le aplicarán impuestos ya sin el ‘subsidio al salario’ que gozaban, un gasto que dejará de hacer el SAT».

A pesar de los potenciales ingresos adicionales para el SAT, surge la preocupación entre los analistas por la desaparición del ‘subsidio al empleo’, ya que, al no actualizarse con la inflación desde 2008, esta tabla venía desapareciendo gradualmente, generando inquietudes sobre su impacto en la economía y en la capacidad adquisitiva de los trabajadores.

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *